Ir al contenido principal

Discutiendo frente a Nuestros hijos ¡Que mala costumbre! ¿Oh no?


En mi experiencia personal  hay una cantidad finita de tipos de discusiones entre parejas. En ciencia nos comunicamos con un objetivo, siempre y depende de nosotros tener claro cual es.

El reconocer que como dos individuos con experiencias distintas, crianzas distintas y gustos distintos siempre traerá diferencias en opiniones es más que una obligación para vivir y convivir en pareja.

Interiorizar que el objetivo de las discusiones no es el simple hecho de exteriorizar los sentimientos, si no más bien el de encontrarle solución  a una disyuntiva o de al menos llegar a un acuerdo, permite explorar mejores formas de abordar esta constante en las relaciones en pareja.

Al ser padres, muchos optamos por dejar las discusiones fuera de la vista de nuestros hijos y en muchas ocasiones lo hacemos en sus narices, pero "a puertas cerradas", lo que en mi opinión personal agrava más las conclusiones que pueden sacar nuestros hijos de esta acción.

Al ser padres la labor de analizar nuestras acciones 24/7 se vuelve cada vez más una constante al momento de conocer que nuestros hijos aprenden principalmente de nuestro ejemplo y que el respeto por quienes somos, lo que decimos y lo que solicitamos viene al 100% de su observación diaria hacia nuestro comportamiento.

Leí mucho  distintas teorías en donde secundo 100% que jamás debemos pelear frente a nuestros hijos, es más me permitiré ir un poco más allá, es que jamás debemos pelear y punto. Cual es el objetivo de hablar sin escuchar, gritar, o "comunicarnos con otra persona" con el fin de ejecutar un monólogo para expresar frustraciones sin el deseo real de escuchar lo que el otro tiene que decir. No tiene "lógica" pasar por tal desgaste emocional ni para uno, ni para el otro. Definitivamente es una práctica digna de "Crónicas de una muerte anunciada" donde mezclar frustración, cansancio y desgaste resulta en intolerancia, molestia y un ciclo vicioso al que solo salimos con convicción de cierre, heridos, molestos y solos.

Dicho esto, me tocó entender que muchos recurrimos a esta triste manera de comunicarnos simple y sencillamente porque no sabemos de que otra forma actuar. Porque no se nos enseño la manera de hacerlo, y es por esto que yo estoy  a favor de discutir frente a nuestros hijos, de una manera consciente y educativa, claro está.

Las enseñanzas  son claras y descuadran un aprendizaje nocivo que lleva por años infiltrado en nuestra sociedad: LAS DISCUSIONES SON IGUALADAS A PELEAS Y LAS PELEAS SON MALAS. POR LO QUE SOBREENTENDEMOS QUE LAS DISCUSIONES SON MALAS. LO QUE A SU VEZ, TRAE SENTIDO DE CULPA Y TRISTEZA AL SOSTENERLAS. 

El objetivo es el enseñarle a nuestros hijos lo saludable de las discusiones, el motivo por que se dan, la manera apropiada de sostenerlas, y bien, los resultados. Esto es una manera de enseñanza en práctica que le ayudará de por vida. Comunicarles los sentimientos que implica, el bienestar que trae y lo natural que es tenerlas dentro de una relación permite crear desde pequeños niños dispuestos a sostener relaciones sanas, duraderas y transparente.


Hay una diferencia clara entre pelear y discutir, entre hablar y agredir, entre comunicarnos efectivamente y afectivamente. Una vez lo tengamos claro como adultos podemos iniciar el cambio, comenzando por nosotros mismos y continuando por el legado con nuestros hijos.

Quedo atenta a tus comentarios y experiencias.

¡Un fuerte abrazo a la 11va potencia! ¡Gracias por leerme!

​​Khaly E. Verdurmen de Solís
Mummy's Tips Panamá
Conscious Living Tips for Parents
Optimization & Conscious Living Mentor


Comentarios

@KhalyEsmeralda

Entradas más populares de este blog

¿Qué hago con tantos CRAYONES?

Hoy en el momento de pintar con los peques , vi la caja de zapatos infestada de pedacitos de crayones y me dije "Algo hay que hacer con esto y ya"... me dirigí a YouTube y vi un sin fin de posibles soluciones entre ellas pinturas, masillas y formas nuevas. Solo tuve que mencionar la posibilidad de un "proyecto especial" y #EsmeConversa y #EzioElCreativo ya estaban "Full Engaged" jajajaja Así que luego del "manos a la obra" les dejo una #MummyActividad súper eco friendly ya que es reciclaje de crayones con los peques. Los pasos son sencillos y cada uno con su aprendizaje: Recolectar todos los crayones - Esto es un trabajo para ellos, en mi caso, como son dos fue un ejercicio de trabajo en equipo. Mientras uno traía donde colocarlos el otro se encargaba de traerlos. Dividirlos en los colores - Esto igual es un trabajo 100% de los peques. Aproveche para repasar los colores en ingles, español y francés. A reconocer si hay much

Ya basta con decirme que TODO VA A ESTAR BIEN

Es una frase muy común, muy utilizada y muy poco útil cuando las emociones están alteradas, ha pasado tanto en estos últimos días, han fluido tan rápido y siento que en su mayoría sobre distracciones a pesar de que igual siento que he crecido un mundo. Con mis hijos, pues hemos hablado muchísimo, su homeschooling va muy muy alineado, me encanta cuando dicen que ni cuenta se dan cuando están aprendiendo, hasta que se descubren descubriendo cosas nuevas, que les es increíble el saber ahora, que uno no solo aprende sentado con un libro si no que uno aprende de todo lo que vive, si está atento lo suficiente. Cuanta sabiduría en esos seres tan jóvenes y cuanto he aprendido y apreciado a través de su existencia. Hemos compartido tanto y tan naturalmente que me resulta hermoso todo lo que está conllevando mi rol de madre. Por otro lado en mi rol de esposa, estos días, ufff estos días han sido muy retadores, muy fuertes. Estamos de luto, el único primo, contemporáneo, un hermano a